lunes, 5 de julio de 2010

Como decíamos ayer

Después de unos meses sin escribir en mi blog (y eso que se llama diario), son tantas las absurdeces que acontecen en la piel de toro que no he tenido más remedio que ponerme a aporrear el teclado del ordenador.

Después de que el Tribunal Constitucional se ha pasado la Constitución por el Estatut obligándonos a los que de verdad queremos a esta vieja España a reconquistarla, una noticia poco comentada por los medios, me ha impulsado, con cierta indignación, a publicar este comentario.

video
Pues nada, que el Ministerio de Industria le pone una multa a Intereconomía por un anuncio que, en contraste con el día del orgullo gay, pone de manifiesto el orgullo de la gente corriente el resto del año y cuyo spot os adjunto para que podáis por vosotros mismos, contemplar el ignominioso crimen de este grupo de comunicación. Y me llama la atención porque hace unas semanas se armó la de Dios es Cristo cuando un contertulio de "El Gato al Agua" dijo que la Consejera de Sanidad de la Generalitat de Catalunya era una guarra porque en un vídeo dirigido a nuestros hijos, les incitaba a la prostitución, a la promiscuidad y a todo tipo de prácticas sexuales, más propias de una película x  que de un material dirigido a menores de edad.

Guarra, guarra, no sé, pero que la corrupción moral de esta señora es mayúscula, no me cabe ninguna duda. Gracias Zapatero: Nos has hundido económicamente, separado, prostituido...y todavía dices que quieres seguir. Eres la cabeza de una mafia peligrosa.